Métodos de trabajo inteligentes para optimizar tiempos de entrega en arquitectura modular

Cuando surge la necesidad de contar con nuevos espacios de trabajo, ya sean de forma temporal o permanente, dentro de una empresa, la solución no siempre se presenta con la misma rapidez. El tiempo de ejecución de una obra es una de las principales desventajas de la construcción tradicional y es al mismo tiempo la principal característica de la construcción modular.

Optimización de tiempo gracias al trabajo simultáneo

En Algeco, por medio de la construcción modular, podemos facilitar el uso de nuevas instalaciones completamente equipadas y listas para su uso de forma casi inmediata si se compara con otros modelos constructivos. Todo esto es posible gracias al propio proceso de fabricación y de instalación de los módulos prefabricados.  

Si comparamos la construcción tradicional con la construcción modular, a pesar de existir pasos comunes en ambos procesos, como son el diseño del proyecto o la obtención de los permisos y licencias correspondientes para la ejecución de las obras, su ejecución en  construcción tradicional sigue siendo más compleja y requiere más tiempo.

Por otra parte, en la construcción tradicional, dado que todos los pasos se llevan a cabo en el destino final, no es posible comenzar con la construcción de las instalaciones hasta que la zona no se ha preparado con su cimentación correspondiente; mientras que en la arquitectura modular, gracias a que realiza sus procesos de creación en fábrica, permite trabajar en paralelo, optimizar etapas de forma sorprendente y entregar el proyecto finalizado en la mitad de tiempo.

Otras ventajas de los procesos de construcción paralelos

Las técnicas de trabajo simultáneo que empleamos en la instalación de módulos prefabricados nos permiten no solamente hablar  tiempos de entrega increíblemente cortos, sino que también vienen acompañado de otras ventajas tanto para la empresa como para su entorno.

Ahorro en costes.  Los procesos de fabricación e instalación de nuestros módulos prefabricados, además de ahorrar tiempo, también suponen un importante ahorro económico, tanto en lo relativo al propio proyecto, como respecto a otros costes relacionados como de materiales, maquinaría, el alquiler de espacios públicos para poder llevar a cabo las obras, etc.  Además, los módulos prefabricados pueden reubicarse y reutilizarse en nuevos emplazamientos, alargando su vida útil más allá de un solo uso.

Ahorro en comodidad. Tanto para un uso temporal como definitivo, los módulos prefabricados permiten dotar de espacios tanto de almacenaje como de trabajo completamente confortables y equipados con los últimos modelos y avances del sector, superando por completo a construcciones tradicionales mal diseñadas o mal acondicionadas.

Ahorro ecológico.  La arquitectura modular presenta un modelo de construcción más sostenible y respetuoso con el medio ambiente y con el entorno, donde se reduce el volumen de residuos, de emisiones de polvo y de ruido.

 

En Algeco, como líderes en el sector de la construcción modular, trabajamos para innovar y estar siempre a la vanguardia de la arquitectura modular, lo que nos permite ofrecer productos a nuestros clientes que cumplan sus expectativas de estética y confort y que satisfaga sus necesidades urgentes de espacio para que nada frene el trabajo diario y el crecimiento de sus empresas.